Revista Interna Universidad Europea

UE
11 diciembre 2018

En Persona 06.09.2016

Consejos para cuidar tu vista después de las vacaciones

La vuelta al trabajo tras las vacaciones implica muy a menudo un sobreesfuerzo para los ojos, sobre todo, si pasamos gran parte del día sentados frente a la pantalla del ordenador. Irritación, sequedad, cansancio visual, ardor… son solo algunos de los trastornos clásicos de la vista, que podemos evitar si adoptamos hábitos saludables en trabajo que nos ayuden a mejorar el rendimiento y a cuidar nuestro ojos.

Precisamente, para que no descuidemos nuestra vista tras el descanso veraniego, Elvira Jiménez, Alumni del Máster en Optometría e Investigación Clínica de nuestra universidad, nos ofrece siete consejos imprescindibles para proteger y cuidar los ojos tras la vuelta al trabajo. ¡Toma nota!

1. Adapta tus gafas: Si utilizas gafas, asegúrate de que sean unas hechas específicamente para trabajar delante del monitor, ya que las gafas que utilices normalmente pueden tener unas lentes que no sean recomendables.

2. Descansa: Haz un descanso de 15 minutos cada dos horas en el trabajo. Otra forma de relajar la vista es desviando la mirada hacia otro sitio cada 20 minutos para cambiar el enfoque de los ojos.

3. Parpadea e hidrátate: Así evitarás la sequedad de los ojos, aunque tampoco está de más usar un humificador o gotas humectantes.

4. Ajusta la pantalla: Ten en cuenta que cuanto mayor sea la resolución de la pantalla de tu monitor, más clara se verá la imagen, lo cual te dará más comodidad visual.

5. Evita los reflejos: Para evitar molestias en los ojos y deslumbramientos, es conveniente suprimir las fuentes de luz de las zonas periféricas a tu monitor, así como posicionarlo perpendicularmente a las ventanas de tu lugar de trabajo.

6. Cuidado con la distancia: la altura del monitor también es muy importante por eso siempre ha de estar por debajo de la línea de los ojos. Si trabajamos con un portátil tiene que haber una separación entre este y nosotros de 50 cm,  pero si es un ordenador de sobremesa,  la distancia perfecta será la que separa la extensión de nuestro brazo hasta la pantalla.

7. Atención a la limpieza: No olvides mantener siempre la pantalla de tu ordenador limpia para no reducir la claridad.

comillas

Imprescindibles para proteger tus ojos.

Elvira Jiménez
Elvira Jiménez
Alumni del Máster en Optometría e Investigación Clínica de la Universidad Europea